Historia de un soldado

Aunque casi todo el mundo coincide en que probablemente nos encontremos ante el mejor trabajo de Clint Eastwood tras la cámara desde Gran Torino (2008), El francotirador (2014) resulta ser una obra eficaz y visualmente impecable, pero extrañamente fría, aséptica y carente de garra y pasión… [leer crítica en Cultura En Guada]