Cuando el amor es rutina

Ya han pasado cerca de  dos décadas desde que nos colamos, casi de rondón, en ese encuentro casual entre dos jóvenes desconocidos en un tren camino a París cuya escala en Viena se convirtió en una de las historias de amor más efímeras y a la vez más puras que hayamos visto en la gran pantalla. Antes de amanecer (1995) nos demostró que el amor romántico aún tenía cabida a finales de siglo, y Antes del atardecer (2004) nos lo confirmó con el esperado reencuentro entre Céline (Julie Delpy) y Jesse (Ethan Hawke). Pero, ¿podrán hacer frente a las preocupaciones y responsabilidades que llegan con la madurez?

Brillantemente realizada y con una pareja protagonista con una química increíble -no son dos actores, son unos amigos a los que visitamos cada demasiados años- , Antes del anochecer (Richard Linklater, 2013) es, para quien esto escribe, el episodio más redondo de una excepcional serie desde el punto de vista cinematográfico y sociológico… [leer crítica]