Aves de rapiña

Nightcrawler (2014), la ópera prima como director del guionista Dan Gilroy, es una oscura y perversa reflexión acerca de la ética -o la falta de ella- en los medios de comunicación, faltos de escrúpulos y dispuestos a cualquier cosa por alimentar al monstruo de las audiencias. Espeluznante Jake Gyllenhaal en una actuación memorable… [leer crítica en Cultura En Guada]